LANA DE JERSEY

20150324_175836En esta época de frío muchos de ustedes llevarán un jersey de lana, generalmente de oveja; pero hay muchas otras lanas, por ejemplo de llamas, alpacas o vicuñas sudamericanas. En un viaje a Perú, cerca de un paso andino de unos 5000 metros de altura encontré una gran extensión de pastos y pequeños lagos en la que pacían numerosos ejemplares de estos camélidos andinos. Tuve una visión algo extraña y desde luego cómica.

Ese día el mal de altura me había afectado profundamente, a pesar de que había tomado

peru

peru

una infusión de coca y diversos caramelos de la misma planta. Me resistía a mascar las hojas como me recomendaba alguno de los compañeros de viaje. El dolor de cabeza iba en aumento, y al mismo tiempo noté que me mareaba, que mi cerebro se debilitaba; tenía algo que quizás fuese un principio de alucinación causada por la falta de oxígeno, o como mínimo se me había disparado una ironía a la que soy tan adicto.

Empecé a ver todos aquellos animales, no como un ecólogo o un ambientalista, sino como futuros jerseys de lana.

Aún hoy me rio de aquella imagen. Por cierto llevo puesto un jersey de alpaca que obtuve en aquel fantástico viaje y que me permite reírme, ahora sí, del frío

Enric Aulí M.

2 comentarios

    • ruth maria garcia tirado en 3 enero, 2017 a las 01:47
    • Responder

    Enric.
    Excelente y curiosa experiencia.
    Ahora para recordarla y reirse de aquel momento.

    1. Los pequeños momentos no son los más importantes pero conforman nuestra vida

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.