EL SABOR DEL POLVO DEL DESIERTO

ondas arena desierto

Tengo una relación especial con Las Palmas de Gran Canaria;; en su universidad impartí clases de salud pública dutante seis años y le tomé gran aprecio.

Me gusta visitarla de nuevo de tanto en tanto. La última vez coincidió con un período de calima, el fenómeno atmosférico que se produce cuando el polvo que viene de la costa africana invade toda la atmósfera de la isla; como consecuencia, al cabo de unos días aumentan los ingresos hospitalarios en la isla. Lo había visto otras veces, pero esta vez tuve una percepción sensorial especial, diferente: el polvo que estaba respirando era filtrado por mi nariz, pero de una manera u otra llegaba a mi boca y note el sabor de ese polvo. No fue agradable, ni desagradable, fue diferente; una percepción de la naturaleza que no había experimentado anteriormente.

Enric Aulí M.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.