«

»

Ene 08 2018

PERSIGUIENDO SOMBRAS

La noche pasada ha nevado en nuestra casa de Planoles y el techo del invernadero ha recogido unos centímetros de nieve. Al salir el sol la nieve ha empezado a derretirse y las gotas de agua resbalaban por el vidrio frontal, unas descendían rápidamente y otras lentamente, pero todas ella proyectaban sobre el suelo de nuestra casa sombras pequeñas, redondas, de velocidades diferentes. Nuestra gata Sushi las ha visto y ha empezado a perseguirlas, saltando para cazarlas con sus garras, pero evidentemente no ha cazado ninguna; perseguía sombras aunque no lo sabía.

A las personas nos pasa igual, muchas veces perseguimos tan sólo sombras de la realidad, una realidad que frecuentemente ni llegamos a conocer; malgastamos así nuestras energías. Nos pasa como a Sushi pero ella pronto se ha cansado y ha dejado de perseguirlas.  Parece que nosotros no queremos enterarnos de la realidad y no cejamos en nuestro empeño de perseguir  sombras. Si alguna vez atrapamos alguna nos damos cuenta de que no es la realidad y nos defrauda pero también nos engaña porque nos hace creer que podemos cazarlas y continuamos como eternos perseguidores de sombras.

Enric Aulí M.

 

3 comentarios

  1. Gabi

    Molt bona reflexió, aplicable pràcticament a tots els aspectes de la Vida. Aquesta constant persecució d’ombres moltes vegades no ens deixa ser feliços, i només prendre’n consciència ens permet realitzar-nos.

  2. Raúl Cairol

    I…….en política? Estem perseguin sombres també? 😕

    1. Enric Auli

      No ho se. Està tot tan ple de sombres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *