«

»

Ene 30 2017

DIFERENCIA ENTRE MENTE Y ESPÍRITU

 

luz valle planolesTenemos tendencia a sobrevalorar la mente humana. Una de las consecuencias de esta sobrevaloración es que acostumbramos a identificar nuestra mente con nuestro Yo, con nuestro espíritu. Por ello, los errores de nuestra mente suelen transformarse en errores de nuestro espíritu.  Uno de los errores más frecuentes se produce cuando al contemplar la naturaleza, en vez de escucharla, proyectamos sobre ella nuestros pensamientos y creencias, elevándolos así a la categoría de verdades eternas.

Una de las claves del error es la mala interpretación de la sentencia: Las leyes de la naturaleza son las leyes del espíritu. Esta máxima procede como mínimo de los tiempos de Platón, y se ha repetido a lo largo de milenios, en muchos autores. Por eso son muchos los que para encontrar la Verdad se han dedicado a contemplar la naturaleza. Muchos han creído encontrar así las leyes del espíritu, entre ellos, mis queridos trascendentalistas americanos, y bastantes ecologistas..

Torres del Paine. Lago Grey

Torres del Paine. Lago Grey

Pero existe un error: normalmente contemplamos la naturaleza con nuestra mente, no con el espíritu. La mente es un filtro que deja pasar sólo parte de la información que nos llega, y la codifica y mezcla con informaciones anteriores. Además generalmente proyecta en ella lo que esperamos o deseamos encontrar. En estos casos no conoceremos las leyes del espíritu sino que tan sólo obtendremos un constructo de nuestra mente; constructo al que investiremos con un halo de verdad eterna..

El aforismo arriba referenciado, es válido pero si queremos conocer las leyes del espíritu a través de la naturaleza, debemos acercarnos a ella de una manera pasiva, contemplativa (postura órfica) y dejar que se comunique con nosotros sin pasar por el filtro de la mente.

Enric Aulí M.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *